Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

EL ENVERO, EMISARIO DE UNA NUEVA VENDIMIA

Con la llegada del verano el color adquiere protagonismo en el viñedo. El envero es una de las fases del ciclo de la vid más hermosas y llamativas.

Este fenómeno biológico se produce en el momento en el que las uvas comienzan a adquirir tonalidades violáceas, azuladas y rojizas. Los frutos, que han ido engordando a medida en que se completa la formación de los racimos, cambian tanto externa, como internamente.

Por un lado, el hollejo, o la piel de la baya, se colorea. En función de la variedad, ésta adquiere unos u otros tintes. Cada fruto tarda entre uno y dos días en completar su coloración, pero al suceder este proceso de forma irregular, los colores del viñedo resultan ser heterogéneos.

El motivo por el cual las uvas tintas pierden sus tonos verdes se debe a que el desarrollo de la baya se paraliza temporalmente y los pigmentos propios de la clorofila desaparecen. En este instante, se definen los matices propios y la personalidad de cada variedad.

Por el otro, la detención del crecimiento del grano indica el inicio de la maduración alcohólica y fenólica del racimo, puesto que durante esta fase, las uvas empiezan a acumular azúcares, aromas, ácidos y otros compuestos que serán fundamentales en el proceso de la fermentación.

Durante esta etapa, las afecciones que puede sufrir el viñedo a causa de los hongos y otros organismos externos se reduce. No obstante, sigue siendo fundamental que se hagan constantes análisis a pie de campo, para medir la evolución del racimo y conocer cuándo va a ser su estado óptimo de maduración para proceder a la próxima vendimia.

En Bodegas Rodero trabajamos para recoger nuestras «perlas negras» en el momento exacto en el que sabemos que su calidad es máxima, porque nuestros vinos son el reflejo de la ilusión, el esfuerzo y la dedicación con la que damos continuidad al legado de nuestra familia.

Compartir

También te puede interesar...

PREMIO A BODEGUERO DEL AÑO

En el 37º Salón Gourmets de Madrid, un evento que reúne lo mejor del mundo gastronómico y vinícola, nuestra bodega fue el escenario de reconocimientos